domingo, 22 de diciembre de 2013

Solo para ellos. Las patillas, Molan ;)

Dicen que donde hay pelo hay alegría ;)
¿Llevar patillas o no? -la importancia de llevar patillas- ;) 
Las patillas tienen su origen, en la época victoriana, se acostumbraban a llevarla como prolongación de la barba y a veces se unía al bigote. 
Volvieron con fuerza en la década de los 60 y los 70. Fué Elvis el representante a este estilo como muestra de rebeldía jóvenes y rockeros se aficionaron al look de las patillas. 
Esta moda ha trascendido durante décadas.
Las patillas Molan 
No requiere esfuerzo; el reto está en el mantenimiento del vello facial ;)
De todas las partes del cuerpo, la cara es el elemento de la imagen que más importancia tiene para inspirar credibilidad y confianza. 
Las patillas apta para todos los públicos, la sencillez es cuestión de estilos, sea cual sea tu elección más o menos gruesas, más o menos largas, recuerda que las patillas deben ser exactamente simétricas no vale casi iguales o parecidas, si no te ves capaz, recurre a un estilista peluquero.
A lo largo de la historia hemos visto miles de formas, desde por encima de la oreja, a mitad de la oreja, por debajo e incluso hasta la mandíbula.
Pero lo primero que debes tener claro es la patilla que mejor te sienta
Son una parte importante en el momento de cortar el cabello masculino, te la puedes cortar de manera más conservadora a la altura del oído o dejarla que se extienda hacial la parte inferior, todo dependerá del toque que quieras añadir a tu estilo.
-Consigue un rostro simétrico, confiable y atractivo-
Existen muchas formas de rostros pero tan solo te comento sobre los más comunes, las caras anchas o largas. 
Las caras más anchas o redondas le sentarán mucho mejor las patillas más finas, rectas y largas, con un corte standard delimitada justo en el centro de la oreja.
Si de lo contrario tienes la cara más alargada o fina debes evitar que sean muy largas pero si debes de darle y añadir volumen, así marcarás un poco la mandíbula. 
-La correcta elaboración y corte de las patillas te dará un aspecto más aseado a tu presentación
Basta unos cuidados básicos para conseguir unas patillas casi perfectas. 
Lo primerto que debes hacer es peinarla con un peine de punta fina, lo segundo es recortarla con una maquinilla ó si usas barbero opta por el nº3.
Cuando hayas obtenido el largo deseado, toca perfilar. Un truco es peinarla en horizontal e ir recortando esos pelitos que sobresalen. Ten mucho cuidado a la hora de afeitarte.
-Retocala cada 15 días aproximadamente-

Elige la patilla que mejor te siente a tu cara y estilo 
Consigue tu Look y sacate el mayor partido ;)
Mapy Lorenzo